Blogia
mientrashayaluz

Rajoy prefiere caracoles.

Rajoy prefiere caracoles.

COMENTARIO MIENTRASHAYALUZ:

No sé por qué pero cada vez que veo imágenes como la de arriba me vienen unas arcadas de aupa. Es la imagen del despropósito y de la desvergüenza propia de aquellos que "roban" o aceptan "sobornos" porque "yo lo valgo". Personajes que utilizan la política, el estado de derecho y el poder de los votos, para hacer de su capa un sayo. Aunque creo que España, y en este caso concreto Valencia, poca importancia le da en general a que haya "indeseables" que usen la democracia para "vivir la vida", me sigue pareciendo increíble la pasividad de parte de la ciudadanía ante casos como este y alardes y fotografías como la que ilustra este "post". Nos escandalizamos si un "raterillo" de poca monta nos roba en plena calle la cartera, pero no cuando aquellos que custodian nuestros impuestos para utilizarlos en el bien común, nos roban ante nuestras narices y/o los reparten entre aquellos que mejor conviene.

No creo como dicen los reaccionarios que todos sean iguales, sé que hay gente honrada en la política (en todos lados del arco ideológico), pero curiosamente son los que nunca llegan a nada, gente que desde la base trabaja todos los días pensando  que la lógica, el diálogo y la honradez  pueden cambiar las cosas y son elementos valorados por el pueblo. Pero me temo que al "pueblo" le gustan más estas demostraciones de "chorizar" sin vergüenza alguna como el tío paco que sigue aclamado en su Valencia como "el president".

 De todos modos aún así, me pregunto siempre que veo esta imagen qué es lo que les produce tanta gracia, quizás la torpeza de la justicia a la hora de juzgarlos como "sicarios de la política",  quizás la ignorancia de un pueblo al que le roban en sus narices y aún encima aplaude que lo hagan, o quizás que Mariano Rajoy esté haciendo de nuevo el rídiculo dejando que en su partido campe a sus anchas la corrupción (no sé si por miedo o por tibieza o simplemente porque él también esté tan metido en el fango que no sea capaz de dar lecciones de ética). Lo peor de todo, es que es  o mejor dicho será este partido, donde la palabra cohecho significa regalo de buena fe, el que está muy cerca de la Moncloa. Es decir, los españoles como corderitos, huímos de la hienas para meternos en la boca del lobo.

Mientras Camps es "cada día más feliz"...Rajoy deja que pasen las cosas como quien admira la lluvia esperando que escampe (táctica que funciona entre los españoles al parecer). Y yo me pregunto, si es incapaz de tomar decisiones por la corrupción en su partido...¿haría lo mismo con la crisis? ¿dejaría pasar el tiempo?.....en las próximas elecciones y posterior victoria del PP lo sabremos...si es que Rajoy sigue vivo para entonces.

(Mientrashayaluz)

He seleccionado por parecerme bastante esclarecedor este artículo de opinión del diario público de Marco Schwartz:

"Algunos dirigentes del PP empiezan a mostrar preocupación por la conducta del presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps. Consideran que el barón autonómico se encuentra muy tocado por el caso Gürtel y que, lejos de tomar conciencia de su delicada situación, ha emprendido una frenética huida hacia adelante, con exhibiciones constantes de chulería y desprecio a las instituciones, sin medir las consecuencias que para el conjunto del partido pueda acarrear esa actitud. Los dirigentes conservadores expresan sus inquietudes en privado, por supuesto; en público, se deshacen en elogios hacia Camps y destacan su pretendida honestidad.

El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha sido hasta ahora el más ferviente avalista del líder valenciano. Sus declaraciones de apoyo nunca han dejado resquicios para la duda. “Siempre estaré detrás de ti, o delante, o a un lado”, le dijo hace casi un año en uno de los actos homenaje que Camps se ha organizado en Valencia desde que estalló el escándalo de corrupción. Sin embargo, Rajoy prefirió asistir el sábado pasado a la fiesta del caracol de Lleida que al último mitin de autobombo de Camps. Nadie de la cúpula del PP arropó esta vez al president valenciano. El máximo respaldo que encontró en esta ocasión fue el de la alcaldesa de Valencia, Rita Berberá, a quien le tocó celebrar la última ocurrencia del desenfrenado Camps: reclamar para su Gobierno una “medalla mundial interplanetaria”.

Es posible que ahora Rajoy esté intentando distanciarse del president. Se trata de una operación muy complicada: el líder del PP no sólo tiene una deuda de gratitud con Camps –cuyo apoyo fue decisivo durante la guerra por el poder en el partido–, sino que necesita del feudo valenciano para aspirar a La Moncloa. Rajoy no se plantea la situación en términos morales, pues, de lo contrario, habría censurado públicamente a Camps y le habría aplicado el cacareado código ético del partido. Para el presidente del PP se trata, como es habitual en sus preocupaciones, de un problema táctico: cómo exhibir desprendimiento del barón valenciano, pero sin provocar trastornos en el PP regional. El sábado, Camps transmitió que él forma parte del liderazgo nacional del partido. No sonaba a manifestación de orgullo. Era más bien una advertencia".

Fuente: Público. 24/05/2010

Marco Schwartz

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

mientrashayaluz -

Rita Barberá antes debe limpiar lo que hay en su casa...será si quieres un incompetente pero de inmoralidad política y miserables saben ellos mucho.

Isidoro -

Pues agárrate que vienen curvas:

http://www.libertaddigital.com/nacional/barbera-estalla-que-se-vaya-es-un-incompetente-inmoral-y-miserable-1276393633/

La alcaldesa de Valencia ha exigido a Zapatero "que se vaya, que cierre la puerta de La Moncloa por fuera". Visiblemente molesta Barberá le ha llamado "incompetente, ignorante, inmoral político y miserable". "No me extraña que su mujer esté harta de esta situación", ha llegado a decir.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres